sábado, 4 de junio de 2011

Jazz and Company en vivo (evento privado)

Buenas, volvemos con otro video del cuarteto, en este caso es en la recepción de un cumpleaños sorpresa.
Como suele pasar en algunas recepciones, lo que menos importa es la música.
Eso, lejos de ser un desánimo es muchas veces motivo para empezar a arriesgarse tanto en los temas como en las improvisaciones, total la gente está comiendo y hablando.
Es este video, estamos tocando un blues.
Espero que les guste.

8 comentarios:

luther blues dijo...

Comer y beber con buena musica en vivo es un lujo que pocos se pueden dar siempre estan los que aprovechan y los que no ,se lo pierden my friend
Igual ese murmullo de los comensales le da un cierto aire a la velada y al blues por supuesto ,me abrieron el apetito che ,jeje
Un abrazo

Ricardo dijo...

Me gustó.
Eso sí, que alguien le avise al baterista que las cortinas no suenan. Les pegó un par de veces como si de un plato se tratara. ;)

Jazz dijo...

luther blues, es así nomás, la gente se lo pierde y uno la sigue pasando genial.
Jajaja, ahora que lo decís, es verdad, el murmullo de fondo le da un aire "cool" al video. jaja.

Jazz dijo...

Ricardo, jajaja, durante todo el tiempo nos reíamos, porque el viento por la ventana lo tuvo de hijo!!!
Saludos!

Dr.Krapp dijo...

Quisiera ver a muchos estudiantes de música de esos que enseñan los diplomas de Berklee como si fueran un botín de guerra en una situación parecida, a ver como se las arreglaban ahora que todo se ha vuelto tan académico y ceremonioso y lejano a la calle. Felicidades por mantener la brecha y seguir siendo una alternativa a esa mierda de música enlatada que suelen poner en estas ceremonias.

Daniel dijo...

Muy bueno.
Che, aflojen con el batero que lo banco a full a él y al bajista.

Jazz dijo...

Dr.Krapp, tu comentario es una bocanada de ánimo, en esos momentos en donde uno se llena de dudas sobre si está en el camino correcto.
Gracias por tus palabras.
Saludos!

Jazz dijo...

Daniel, jajaja, totalmente, en realidad le estamos dando a la cortina. jajaja.
Saludos!